INICIO        QUIENES SOMOS        EQUIPO        TRATAMIENTOS        NOTICIAS        TESTIMONIOS         CONTACTO         BLOG

Historia de la enfermedad crónica más extendida: la caries

Según las OMS (Organización Mundial de la Salud) la caries es la enfermedad crónica más extendida en el mundo y la que con mayor frecuencia padecen los niños.


La caries es una enfermedad infecciosa en la que las bacterias, que se encuentran de forma natural en la boca, comienzan a generar ácidos que generan cavidades.

La caries es un enfermedad extremadamente antigua. Existen evidencias de pequeñas lesiones de caries en el hombre Neanderthal (150.000-35.000 años a. C), aunque eran raras en niños y jóvenes.

Con el avance de la civilización y el asentamiento de los seres humanos en comunidades comienzan una serie de cambios dietéticos que provocaron que la extensión de la caries aumentara en gran número. A partir de 1492 con el descubrimiento de América y el comienzo de la importación de productos derivados del azúcar hicieron que la enfermedad se extendiera mucho más, sobre todo en los estamentos sociales más privilegiados, ya que estos productos eran caros en aquel momento.

Hacia el año 1850 el comercio de azúcar se liberalizó, de modo que el consumo se extendió aún más, llegando a las clases sociales más humildes y aparecieron además muchos productos elaborados que precisaban de más masticación y con una mayor concentración de sustancias azucaradas

Este hecho desencadena que en el siglo XIX se dispare el índice de caries, llegando al 85% de la población, y se mantenga hasta bien entrado el siglo XX, afectando ya a personas de todas las edades.

A día de hoy, la extensión de la enfermedad se ha reducido debido a las medidas de prevención de caries (flúor, selladores, desarrollo de cepillos modernos, etc.), por ello como siempre recordamos desde iMAXDE es sumamente importante lavarse los dientes correctamente tres veces al día y acudir de forma periódica al dentista.

Cuida tu sonrisa estas vacaciones

El verano es una estación del año de especial importancia en lo que a nuestra salud bucodental se refiere. Esto se debe a que se trata de una época del año en la que por las vacaciones es más frecuente que salgamos a comer en restaurantes y en general que el cambio de rutina perjudique una correcta higiene bucal diaria. 



Para todos aquellos que os vayáis de vacaciones en los próximos días desde IMAXDE os ofrecemos una serie de sencillos consejos para que no descuidéis vuestra salud bucodental:

Hazte con un kit de cepillado dental de supervivencia, en el que no falte cepillo, pasta e hilo dental, ya que como sabéis es es fundamental la limpieza después de cada comida y el verano no es una excepción.

Evita las bebidas carbonatadas (Coca cola, Pepsi, Fanta, Spray, Seven up, etc.), los zumos ácidos (pomelo, limón o naranja) y los refrescos ricos en azúcares en general. Es frecuente que en verano acudamos a este tipo de bebidas para refrescarnos, pero no son nada recomendables, ya que pueden provocar el deterioro anticipado de los dientes. También el vino, el café o el té pueden teñir tus dientes.

En lo que se refiere a la dieta es recomendable incrementar la ingesta de proteínas( legumbres, queso, frutos secos, etc) calcio y vitamina D (lácteos, pescado, huevos, etc.), vitamina A (mantequilla, brócoli, ternera, pollo), vitamina C, vitamina K y flúor (kegumbres, té, verduras, marisco) y limitar el consumo de alimentos ricos en azúcares

Evita cambios bruscos de temperatura con los alimentos que consumes porque producen un aumento de la sensibilidad y pueden producir inflamaciones de los vasos sanguíneos del interior de tus dientes.

Una vez que las vacaciones lleguen a su fin es recomendable que visites a un dentista, para que evalúe el estado de tu salud bucodental y que realice la correspondiente limpieza, necesaria tras el cambio de los hábitos durante el verano.

¿Cómo influye el tabaco sobre los implantes dentales?


Según el último informe elaborado por la Sociedad Española de Periodoncia (Sepa) Cesación Tabáquica y Salud Bucal, las personas fumadoras multiplican su riesgo por entre 2,5 y 6 veces más de padecer pérdida de implantes dentales respecto a los no fumadores.

Efecto tabaco en implantes dentales

En particular, el informe revela que los pacientes que fuman con anterioridad o posterioridad a la colocación del implante tienen entre un 35% y 70% más de probabilidad de fracaso en sus implantes dentales.

Los fumadores no sólo tienen más probabilidad de perder sus implantes, también sufren consecuencias en la terapia de implantes, lo que puede derivar en perdida dentaria, peor calidad de vida y deterioro de la salud general por las implicaciones sistémicas de la periodontitis.

Por todo ello, el estudio recomienda dejar de fumar una semana antes y hasta ocho semanas después de la colocación de los implantes.

¿Qué consecuencias tiene el tabaco en la salud bucal?

El informe también concluye que el tabaco tiene claros efectos adversos sobre la salud bucal y en particular es un factor de riesgo para la aparición del cáncer oral.

Además, el estudio ha comprobado cómo estos efectos negativos aumentan con la cantidad de cigarrillos que se fuman diariamente. Las partes del cuerpo que muestran una mayor relación del consumo de tabaco son la parte posterior lateral de la lengua y la base de la boca.

Aunque es el cáncer oral el peor efecto nocivo que tiene el tabaco sobre la salud bucodental, el más habitual es la periodontitis, que afecta al 80% de los adultos de más de 35 años.

Por último el tabaco es también factor de riesgo en lesiones de mucosa, enfermedades periodontales y periimplantarias.